26 diciembre 2015

Los Cuervos.


Sobre el negro rincón acosa
la sombra de los cuervos al mediodía,
rozando la cierva en agria algarabía,
puede verse cuán huraños reposan.

Oh cómo agitan la sombría calma
en un campo que extasía,
cual mujer que grave intuición cautiva;
puede oírse cuando regañan

por carroña, que por allí han de oler,
y vuelven de pronto al norte el vuelo;
como un cortejo se pierden en el cielo,
en aires que tiemblan de placer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario